18 de abril de 2022 - 6:05 AM | ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN 18 de abril de 2022 6:24 am

El Papa en el Regina Coeli: “La alegría de Cristo se fortalece al darla”

POR ALMUDENA MARTÍNEZ-BORDIÚ | ACI Prensa

Papa Francisco en el Regina Coeli. Crédito: Daniel Ibáñez/ACI Prensa
Papa Francisco en el Regina Coeli. Crédito: Daniel Ibáñez/ACI Prensa

El Papa Francisco presidió el rezo del Regina Coeli este 18 de de abril, lunes de la octava de Pascua conocido como el “Lunes del Ángel”, en el que invitó a los fieles a “no tener miedo” y a anunciar la Resurrección de Cristo.  

En su mensaje previo a esta oración mariana que se reza al mediodía durante el tiempo pascual en lugar del Ángelus, el Santo Padre dijo que estos días de la Octava de Pascua “son como una sola jornada en la que se prolonga la alegría de la  Resurrección”.  

A continuación explicó que “el Evangelio de la liturgia de hoy sigue hablándonos del Resucitado, de su aparición a las mujeres que habían ido al sepulcro (cf. Mt 28,8-15). Jesús sale a su encuentro y las saluda; luego les dice dos cosas, que también a nosotros nos vendrá bien recibir como regalo de Pascua”.  

“No tengáis miedo” 

“En primer lugar, las tranquiliza con dos simples palabras: ‘No tengáis miedo; (v. 10). El Señor  sabe que los miedos son nuestros enemigos cotidianos”.

“También sabe que nuestros miedos nacen del gran miedo, el miedo a la muerte: miedo a desvanecerse, a perder a los seres queridos, a enfermar, a no poder  más... Pero en la Pascua Jesús venció a la muerte. Por tanto, nadie puede decirnos de forma más convincente: ‘No tengáis miedo’”, dijo el Santo Padre.  

Asimismo, el Papa aseguró que Cristo Resucitado “nos invita a salir de las tumbas de nuestros miedos”.  

“Sabe que el miedo está siempre agazapado a la puerta de nuestro corazón y que necesitamos que nos repitan ‘no temas’: en la mañana de Pascua como en la mañana de cada día, no temáis”, señaló.  

“Hermano, hermana, que crees en Cristo, no tengas miedo. ‘Yo -te dice Jesús-, he probado la muerte por ti, he cargado sobre mí tu mal. Ahora he resucitado para decírtelo: estoy aquí, contigo, para siempre. No temas, no tengas miedo’”. 

Más tarde, el Pontífice señaló que para combatir el miedo que “nos encierra en nosotros mismos, Jesús nos deja salir y nos envía a los demás. Aquí está el remedio”, subrayó el Papa Francisco.  

Salir y anunciar, salir y anunciar. Porque la alegría de la Pascua no es para guardarla para uno mismo. La alegría de Cristo se  fortalece al darla, se multiplica al compartirla. Si nos abrimos y llevamos el Evangelio, nuestro corazón se  expande y supera el miedo. Este es el secreto, anunciar para vencer el miedo”, puntualizó.  

El obstáculo de la falsedad 

A continuación, el Papa advirtió acerca del obstáculo de la falsedad, aquello que les llevó a los soldados a asegurar que habían sido los discípulos quienes se habían llevado el cuerpo de Cristo del sepulcro.  

También aseguró que esto se dio porque había “dinero de por medio”, y defendió que Dios nos pide “no servir más al dinero”. 

“Aquí está la falsedad, la lógica de la ocultación, que se opone a la proclamación de la verdad. Es un recordatorio también para nosotros: la falsedad -en las palabras y en la vida- contamina el anuncio, corrompe por dentro, conduce de nuevo al sepulcro”, señaló. 

La falsedad nos hace retroceder, nos lleva a la muerte y al sepulcro. El Resucitado, en cambio, quiere sacarnos de los  sepulcros de la falsedad y las dobleces. Delante del Señor Resucitado, hay este otro ‘Deo’, el Dios del dinero, que ensucia todo, estropea todo, cierra la puerta a la salvación. Y esto es para todo. En la vida cotidiana está la tentación de adorar a este ‘Dios’ del dinero”, dijo el Papa Francisco.  

Por último, animó a los fieles a “poner nombre a las falsedades que llevamos dentro” y a poner la opacidad “ante la luz de Jesús Resucitado”.  

“Él quiere sacar a la luz las cosas ocultas, hacernos testigos transparentes y luminosos de la alegría del Evangelio, de la verdad que nos hace libres (cf. Jn 8,32). Que María, la Madre del Resucitado, nos ayude a superar nuestros miedos y nos conceda la pasión por la verdad”, concluyó.

Las guerras impiden la reconciliación 

Tras el rezo del Regina Coeli, el Santo Padre deseó de nuevo “buena Pascua a todos, romanos y peregrinos de distintos países” y pidió por todos aquellos que sufren para “que nadie sea abandonado”.  

“Las luchas, las guerras, impiden la comprensión y la reconciliación. Subrayar esta palabra siempre: reconciliación, porque es lo que Jesús ha hecho en el calvario, y con su Resurrección ha reconciliado a todos nosotros con el Padre, con Dios y entre nosotros. Reconciliación”, subrayó el Papa.  

A continuación, señaló que “Dios ha vencido la batalla decisiva contra el espíritu del mal. Dejemos que venza Él y renunciemos a nuestros planes humanos, convirtámonos a sus designios de paz y de justicia”. 

Más tarde, el Papa agradeció las oraciones y pidió a Dios por la intercesión de la Virgen María. 

Antes de despedirse de los fieles presentes en la Plaza de San Pedro, dijo que esta tarde se reunirá con cincuenta mil adolescentes procedentes de distintas zonas de Italia. Un bonito signo de esperanza”, dijo el santo Padre.  

A continuación, el pasaje del Evangelio comentado por el Papa Francisco:

Lectura del santo evangelio según san Mateo (28,8-15):

En aquel tiempo, las mujeres se marcharon a toda prisa del sepulcro; llenas de miedo y de alegría corrieron a anunciarlo a los discípulos.

De pronto, Jesús salió al encuentro y les dijo: «Alegraos».

Ellas se acercaron, le abrazaron los pies y se postraron ante él. Jesús les dijo: «No temáis: id a comunicar a mis hermanos que vayan a Galilea; allí me verán». Mientras las mujeres iban de camino, algunos de la guardia fueron a la ciudad y comunicaron a los sumos sacerdotes todo lo ocurrido. Ellos, reunidos con los ancianos, llegaron a un acuerdo y dieron a los soldados una fuerte suma, encargándoles:

«Decid que sus discípulos fueron de noche y robaron el cuerpo mientras vosotros dormíais. Y si esto llega a oídos del gobernados, nosotros nos lo ganaremos y os sacaremos de apuros».

Ellos tomaron el dinero y obraron conforme a las instrucciones. Y esta historia se ha ido difundiendo entre los judíos hasta hoy.

 

Etiquetas: Papa Francisco, Lunes del Ángel, Regina Coeli, Pascua de Resurrección, Semana Santa 2022

Recibe nuestras noticias por email:

Escriba su nombre y correo electrónico para recibir el boletín diario de ACI Prensa y, ocasionalmente, noticias de último minuto.

Como parte de este servicio gratuito, podría recibir ocasionalmente ofertas de EWTN News y EWTN. Nunca alquilaremos o venderemos su información y usted se puede desuscribir en cualquier momento.

Comentarios